AU - Asesoramientos únicos
AU - Asesoramientos únicos
03/08/2018
La CREATIVIDAD ESTRATÉGICA en hostelería y restauración, o la importancia de ser ÚNICO

EDITORIAL VERANO 2018

Sin un concepto o idea creativa no hay opciones, sin estrategia esta idea no perdura. Sin duda es una idea taxativa que dicha de una manera o de otra, es parte de nuestro día a día en todos los sectores, y es aplicable a todos los productos pero sin duda y en este momento, más que nunca, al sector en el que llevo trabajando desde hace más de 22 años.

Estamos en la era de la revolución de la comunicación y esto ha provocado que el hábito de los consumidores cambie a una velocidad vertiginosa. Los usuarios tienen al alcance de sus tablets o móviles las tendencias y modas de otros lugares del mundo y lo desean, lo quieren aquí y ahora.

Posiblemente uno de los sectores que más ha cambiado en los últimos años ha sido el relacionado con los viajes y la gastronomía ó lo que es lo mismo la hotelería y la restauración. Este cambio no sólo se ha producido por la enorme variedad de opciones que se ofrecen, ha sido también fruto de un cambio mental en el que el consumidor ha adquirido una importancia crucial, determinando el valor de una marca. El cliente tiene el poder: accede, controla la información y su opinión genera la reputación de los establecimientos. Su búsqueda de experiencias únicas, ante una carta de opciones tan variada, hace que los proyectos deban estar no sólo ideados y proyectados desde su inicio, encaminados a aportar y sumar en el sector en el que surgen, sino que deben de tener una enorme capacidad de adaptación a los cambios venideros generados por la rápida fluctuación del gusto de su público.

El ciclo de vida de las empresas del sector hotelero y de restauración es cada vez más corto y las empresas necesitan adaptarse a un ritmo vertiginoso al cambio de exigencias continuo de sus clientes, y si esos cambios no se producen, el proyecto queda obsoleto. Muere. Hoy, la vida de muchos proyectos de restauración en España ronda los 2 años.

Si no existe una idea diferenciada y que aporte valor añadido, la competencia es tan dura, la oferta es tan amplia y la existencia de nuevos proyectos tan grande, que para los consumidores es muy complicado establecer vínculos con ese proyecto o negocio. Pero si además esta idea no forma parte de una estrategia global que se fundamente en el conocimiento del sector, el público potencial y el entorno, será imposible prever su evolución y avanzar consiguiendo crecer y mantenerse. Idea y estrategia deben ir de la mano, la primera para que el proyecto nazca y crezca, la segunda para que sobreviva.

La creatividad estratégica es una herramienta indispensable por la posibilidad de cambio que permite, por la función de hacer único un proyecto y posicionarlo en un mercado que está saturado y donde la competencia es durísima. Cada día es un examen ante su público, que busca experiencias, sentirse único, cargado de herramientas capaces de hacer grandes o pequeños los proyectos.

Todos escuchamos a menudo hoy día las bondades de la creatividad y la innovación, y es cierto, nosotros defendemos que diferenciarse y tener la capacidad de crear experiencias únicas y marcar estrategias para adaptarse rápido a los cambios de gusto de los consumidores es el secreto del éxito en nuestro sector hoy en día.

Y dicho así, obvio, todos queremos productos con creatividad e innovadores, pero la creatividad y la innovación son muy difíciles de alcanzar y requieren de mucho trabajo y sobretodo supone arriesgar. Sí. Si lo pensamos bien es algo implícito en su realidad: hacer algo ÚNICO, distinto a aquellos que están fracasando pero también diferente a aquellos que están triunfando,  es arriesgado.

Es el momento de salir de la zona de confort. De actuar. Tomar decisiones. Arriesgar. Innovar. Diferenciarse. Ser únicos.

A por ello.

Felices vacaciones.

Alejandro Haurie, CEO y socio director de Asesoramientos Únicos.